La Pastoral aborigen adhiere a la lucha contra mineras contaminantes


10 de Febrero, 2012
Pedimos que las Autoridades no hagan oídos sordos a este clamor y cumplan con su deber de administrar con justicia, gobernando para el bien común.

El Equipo Nacional de Pastoral Aborigen (ENDEPA) por medio de la presente expresa a la opinión publica su adhesión incondicional a la lucha que se lleva adelante, especialmente en Famatina y Chilecito (La Rioja) y Andalgalá (Catamarca) en defensa de la vida, del ambiente y de los bienes naturales.

            Es un hecho que pone en evidencia la lucha que, desde hace mucho tiempo, y por las mismas causas, se vienen realizando en distintos lugares del país.

            Nos alegra ver a un pueblo de pie, afrontando con dignidad y firmeza el avance de un modelo extractivo que amenaza el territorio y la vida de los pueblos, y la supervivencia del planeta.

            Celebramos la adhesión de distintos sectores de la sociedad en general que se han solidarizado con este acontecimiento, con esta pueblada.

            Desde el acompañamiento que hacemos a los Pueblos Originarios en defensa de sus derechos y de sus territorios,

            - Pedimos que las Autoridades no hagan oídos sordos a este clamor y cumplan con su deber de administrar con justicia, gobernando para el bien común, sin criminalizar la legitima defensa de los derechos de la población;

            - Alentamos el fortalecimiento de la unidad de todos los sectores para estos casos y otros similares, cuando está amenazada la dignidad y la vida de las personas y la creación

            - Esperamos que pronto se pueda llegar a una solución de fondo, donde quede de manifiesto que la minería a cielo abierto no es la única alternativa de

desarrollo.

            "Como Iglesia profética, consideramos que es urgente priorizar una economía de las necesidades humanas que sea justa, solidaria y recíproca, y de políticas de desarrollo humano integral que respeten el derecho de los pueblos y preserven las cualidades vitales de los ambientes naturales. Para ello es necesario denunciar el impacto negativo de los megaproyectos económicos y de infraestructura, así como promover y exigir el monitoreo empresarial, estatal y civil, esclareciendo las situaciones ilegales e inmorales." (CELAM. Simposio latinoamericano y caribeño: "Espiritualidad cristiana de la ecología" Declaración final, n º10)

Posadas (Misiones), 5 de febrero de 2012

 


Consejo Episcopal Latinoamericano
 Carrera 5 N° 118 - 31 - Bogotá D.C. (Colombia)
 Tel.: (57)(1) 587 97 10 - Fax: (57)(1) 587 97 17
 Email: celam@celam.org
  Desarrollado por Iglesia.cl