Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
17 de Septiembre, 2014
Carta de la Red Eclesial Pan-Amazónica -REPAM- al papa Francisco

Imprimir
Imprimir

Al finalizar el encuentro de la REPAM, los participantes compartieron al Papa sus frutos y compromisos.

La misiva, firmada por el cardenal Claudio Hummes, Presidente de la Comisión Episcopal para la Amazonia de la CNBB, monseñor Pedro Barreto, Presidente del Departamento de Justicia y Solidaridad del CELAM, monseñor José Luis Azuaje, Presidente del Secretariado Latinoamericano y del Caribe de Cáritas –SELACC–, y la Hna. Mercedes Casas, Presidenta de la Confederación Latinoamericana y Caribeña de Religiosas y Religiosos –CLAR–, da cuenta del espíritu de comunión eclesial que se vivió y de los pasos que se están dando.

S.S. Francisco

Ciudad del Vaticano

Brasilia, 12 de septiembre de 2014

Muy querido papa Francisco:

Estamos reunidos, laicos, religiosas, religiosos, sacerdotes y obispos de los países amazónicos, en la ciudad de Brasilia – Brasil para el Encuentro de la Red Eclesial Pan-Amazónica – REPAM.

Nos ha animado su cordial y lúcido mensaje que nos ha hecho llegar por medio del Cardenal Pietro Parolín, Secretario de Estado. Asimismo, como signo de comunión y compromiso eclesial, han participado en este evento un representante del Pontificio Consejo de Justicia y Paz y el corresponsal de Radio Vaticana. ¡Gracias Santo Padre!

En estos días hemos reconocido los valores socio-ambientales de las culturas ancestrales de los pueblos originarios y el impacto destructivo que genera el actual sistema económico en su dignidad como personas y en su entorno natural.

La REPAM asume como visión sus palabras que dijera el 19 de marzo del 2013: “Nuestra vocación es custodiar toda la creación, la belleza de la creación, como se nos dice en el libro del Génesis y como nos muestra san Francisco de Asís: es tener respeto por todas las criaturas de Dios y por el entorno en el que vivimos”.

Por tanto la misión de la REPAM es la respuesta de Dios a los clamores de los pueblos originarios y de toda la humanidad al tener muy presente su especial preocupación por la Amazonía y al habernos recordado el rol determinante de la Iglesia para el futuro de la región. Nos ha motivado la propuesta: “Amazonía: Pulmón del Planeta” y “corazón de la Iglesia”. También nos ha alentado la participación activa de los cooperadores fraternos de la Iglesia en Norteamérica y Europa.

Como compromiso de nuestro compartir hemos creado formalmente la RED ECLESIAL PAN-AMAZÓNICA – REPAM, la cual ponemos, con total disponibilidad, al servicio de la Iglesia para llevar a la práctica las orientaciones que nos ofrece y las que nos pueda ofrecer en el futuro próximo.

Rezamos por Su Santidad y encomendamos su ministerio petrino a la especial intercesión de la Virgen de Aparecida.

Fuentes y foto: CELAM




Documento sin título