Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
17 de Septiembre, 2014
Encuentro de Comunicadores Católicos de la Región Litoral en Argentina

Imprimir
Imprimir

La cuestión afectiva es clave para entender este tiempo de las comunicaciones, junto con la vida en red y la digitalidad imprescindible de la evangelización.

El sábado 13 de septiembre se llevó a cabo en la Universidad Católica de la ciudad de Paraná, capital de Entre Ríos en Argentina, el Encuentro de Comunicadores de la Región Litoral.

Recibidos por el padre Oscar Rigoni ─sacerdote de Concordia y referente regional de comunicación─, la jornada de formación y talleres se desarrolló en un clima fraterno y de fluido intercambio de opiniones y experiencias.

El padre Jorge Oesterheld, Secretario Ejecutivo de la Comisión de Comunicación Social de la Conferencia Episcopal Argentina, se refirió a la evolución del contexto cultural de la comunicación de la Iglesia y la sucesión de miradas sobre la cuestión según los distintos pontificados desde Pío XII hasta Francisco.

Su intervención hizo especial hincapié en el factor afectivo como determinante en las redes para generar empatías con los diferentes públicos: “Hoy es necesario dar respuestas desde uno mismo más que desde las organizaciones o instituciones de las que participemos y con las que se nos identifique. Una postura crítica desde adentro es muy valorada”.

Por la tarde, los asistentes participaron de 4 talleres:

  • Comunicación Digital,
  • Comisiones de Comunicación Social,
  • Comunicación en tiempos de Crisis y
  • Cómo presenta la noticia un Comunicador Católico.

El arzobispo de Paraná, monseñor Juan Alberto Puiggari, presidió la misa que fue concelebrada por 6 sacerdotes de las diócesis participantes. Dijo, entre otros conceptos, en su homilía:

(…) “Uno de los caminos de servicio para ustedes es la comunicación. En este camino de la nueva evangelización, que desde hace mucho tiempo la Iglesia viene proponiendo y que ahora ha tomado tanta fuerza con Francisco, en nuestro mundo mediático la comunicación hoy es fundamental. Hay otros caminos, quizás hasta más importantes para llevar su mensaje, pero la comunicación tiene un camino muy importante.

Siempre digo, y en esto sigo una enseñanza de cardenal Martini, él hacía todos los años una carta pastoral. Hace varios años ─ya murió─ él expresaba esta idea: como nunca tenemos instrumentos de comunicación. Sin embargo, dentro y fuera de la Iglesia a veces estamos muy incomunicados. Él proponía toda una pastoral para un año para la comunicación adentro de la Iglesia. Ustedes habrán visto cómo nos cuesta comunicarnos dentro de la Iglesia, cómo hacemos cosas estancas y no nos enteramos lo que está haciendo el vecino.

La nueva evangelización supone una pastoral orgánica, supone un trabajo de todos en un proyecto común, por eso es tan, tan importante el trabajo de la comunicación. Hacia adentro para que nos reconozcamos familia, nos reconozcamos un cuerpo que trabajamos juntos, donde cada uno tiene una función distinta, donde no queremos reemplazarnos. En un mundo done se cala mucho a Dios, todo esfuerzo de comunicación con todos los medios, bendito sea Dios que la palabra de Dios o la obras de Dios sean conocidas.

Más que nunca la tarea de ustedes tiene una importancia enorme. Hay muchísimos medios, sabemos que nos cuesta, que implica mucho tiempo, mucho esfuerzo económico, pero creo que ni sabemos ─ustedes sí lo saben─ pero a lo mejor una noticia que sale el bien que puede hacer a una persona que lo leyó y que ni nos vamos a enterar y que se enteró de la buena nueva.

El modelo de comunicador es Jesús. Jesús comunicaba con palabras claras, sencillas y comunicaba con gestos. Como lo está haciendo Francisco. Dios quiera que nuestra comunicación en la iglesia sea así. Y tiene que tener las notas de Jesús. La comunicación de Jesús era verdadera, siempre verdadera. Y mucho más en un mundo donde está tan ausente la verdad. La palabra de Dios era bella: las parábolas, las enseñanzas de Jesús. Hoy que hay un alarde de lo feo, la comunicación de lo de Dios tiene que ser bella. Y la comunicación tiene que estar llena de amor y de justicia.  Pensando en Dios y en la persona que es el centro de la comunicación. No queremos manipular, como se manipula tantas veces; no queremos instrumentalizar: la comunicación tiene que ser un instrumento, como Jesús, que interpele a la inteligencia, a la voluntad del hombre con la verdad, la belleza, el amor y la justicia.

En nombre de todos los obispos de la región les agradezco la presencia y los aliento a que sigan en esta tarea maravillosa de poder comunicar la buena noticia de Jesús a todos los ambientes”.

Este Encuentro de Comunicadores se realiza en el marco de las habituales convocatorias impulsadas por la Comisión Episcopal de Comunicación Social de la Conferencia Episcopal Argentina.

Los créditos de las fotos corresponden a Emanuel Varrone.

VIRGINIA BONARD




Galerías de Fotos:
· Encuentro de Comunicadores Católicos de la Región Litoral en Argentina



Documento sin título