Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
10 de Junio, 2015
Preocupación de la Iglesia católica ante la situación de los presos políticos en Venezuela

Imprimir
Imprimir

Mensaje de la Comisión de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Venezolana

Ante los hechos ocurridos el pasado 23 de mayo, cuando el ex alcalde de San Cristóbal (Táchira), en Venezuela, Daniel Ceballos, quien se encontraba detenido en el “centro de procesados militares”, fue trasladado inesperadamente al “centro de reclusión para procesados judiciales – 26 de julio”, a 150 kilómetros de Caracas, la Comisión de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) expresó su preocupación porque esta acción “pone en grave e inminente peligro al ex alcalde Ceballos”.

Este caso, lo mismo que el del dirigente político Leopoldo López quien, según han informado sus familiares, se mantiene en huelga de hambre desde finales de mayo, “ha generado deterioro en la salud física, aunando a las condiciones infrahumanas” y “pone en riesgo su vida e integridad personal”.

“El derecho humano a la vida y la salud prela ante cualquier posición ideológica y el Estado está obligado a respetarlo y garantizarlo”, se expresa en el comunicado, firmado por monseñor Roberto Luckert León, presidente de la Comisión de Justicia y Paz de la CEV. De ahí que la Iglesia católica solicite “que se permita la visita de organismos de carácter humanitario, entre ellos la Cruz Roja Internacional y esta comisión de Justicia y Paz”, a fin de “constatar el estado de reclusión de las personas detenidas, recibir directamente sus inquietudes y comentarios al respecto y observar de manera independiente el cumplimiento de las condiciones de detención que estas personas tienen”.

El comunicado, suscrito el pasado 4 de junio, ha recibido el apoyo solidario de la Comisión Nacional de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Argentina.

 

ÓSCAR ELIZALDE PRADA
FUENTE: CEV y CEA




Documento sin título