Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
27 de Agosto, 2015
La senda bíblica, camino adentro hacia el encuentro del Señor

Imprimir
Imprimir

XI Curso de Actualización Bíblica para Obispos de América Latina y El Caribe

La segunda semana del mes del mes de agosto se realizó en la ciudad de Guatemala un nuevo curso de actualización bíblica para la Iglesia latinoamericana y del caribe, dirigido a los obispos tal como se había anunciado. La iglesia se alimenta de la presencia y de la Palabra de su Señor y se adentra en las sendas de la Biblia para ir a su encuentro.

La misericordia eterna de Dios se manifiesta y sus designios de amor se realizan en aquellos a quienes El amó hasta el extremo de la Cruz y plenificó con su resurrección. El curso estuvo a cargo de la escuela Bíblica del CEBITEPAL, que coordinó con el Departamento de Comunión y Diálogo del CELAM. A continuación, se reproduce la crónica de los responsables de este importante curso de actualización: 

Del 10 al 14 de agosto, se realizó el XI Curso de Actualización Bíblica para Obispos de América Latina y El Caribe, en la Ciudad de Guatemala. El Curso tuvo como eje temático el pasaje de Hch 8,30 “¿Entiendes lo que lees?”, que ayudó a centrar el trabajo sobre la interpretación de la Sagrada Escritura según el método diacrónico y sincrónico, método que ayudó a comprender e interpretar la Palabra de Dios desde la antropología cultural y su progresión hasta nuestros días.

Sin duda que la Biblia presenta textos que en nuestra época son confusos, por ejemplo, algunas de carácter moral (“mató a todos sus enemigos”), para lo cual, los métodos de interpretación bíblica ayudan a descubrir el auténtico sentido de la Palabra, revelando que se trata de la presentación de fondo de la misericordia divina, de hacer, de salvar, de arreglar lo que nosotros equivocamos.

Los métodos de interpretación, estudiados en este curso, sirvieron como acercamiento para analizar los textos y su comprensión a la luz de la historia y al mismo tiempo, ayudaron a revisar el sentido de los textos, lo que quiso decir el autor, lo que quiso decir Dios a pesar del autor sagrado. Es imposible revisar un texto bíblico sin los métodos científicos, por lo que estos puntos científicos alcanzan un acercamiento profundo a los textos, dialoga con ellos, aunque habrá mucho por interpretar.

En definitiva, el curso fue, no para aprender el método, sino para obtener herramientas para una profundización en el mensaje central del texto, lo cual permite que en el ministerio episcopal se facilite el ministerio profético. La interpretación bíblica implica dejarse interpelar por el texto, que no son ideas sino son acciones, que invita a una forma de proceder, a una connotación del texto, empleando la crítica pragmática para acercarse no al autor, sino a sus intenciones. Se trata en el fondo de sacar del texto el mensaje central, no metiéndole mensaje central –lo que me dice- al propio texto.

Algunos de los obispos participantes manifestaron: Este curso fue muy útil porque ayuda a ponerle un poco de realidad a la Palabra de Dios, que Jesús es real, que el contexto histórico ayuda a asimilar mejor el mensaje del Evangelio. Este Curso despierta el apetito para seguir profundizando e incluso hasta proponer talleres semejantes en las diócesis. De aquí ha surgido la sensibilidad para desarrollar un Plan Pastoral centrado en la Palabra, para que la respuesta pastoral de la Iglesia sea una respuesta surgida de la oración y de la meditación sobre la verdad revelada, Dios hablando al hombre y el hombre hablando a Dios. Es muy importante que las diócesis ofrezcan estos derroteros para la lectura orante, de tal manera que los instrumentos pastorales se unifiquen y se camine conjuntamente hacia la evangelización. Podemos ayudar a nuestra gente a entrar en este tipo de actitud de estudio de la Biblia. Es un gusto saber que hay literatura que está hecha para facilitar la lectura y el estudio de la Biblia. La mejor forma de sensibilizar el gusto por la Sagrada Escritura viene después de la experiencia de orar con ella. Se han venido dando pasos.  

Como cierre del curso se analizó el estilo que tiene el Papa Francisco para acercarse al texto, citarlo y desde ahí iluminar la realidad, lo cual fue calificado como muy útil para el ministerio episcopal, acudir a estos métodos de interpretación y esta gran iluminación desde la antropología cultural.

Con gran privilegio, el sábado 15 pudimos alegrarnos con la Ciudad de Guatemala al celebrar la Asunción de la Virgen María, patrona de la Ciudad. Encomendamos a la Virgen del Rosario, Patrona de Guatemala, los frutos que este curso pueda dar en los diferentes rincones de América Latina y El Caribe.

Autor: noticelam
Fuente: Departamento de Comunión y Diálogo – CELAM

       




Documento sin título