Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
13 de Junio, 2017
Solida madurez humana y cristiana para una sólida formación sacerdotal

Curso para formadores de Seminarios se realiza en Chile.

Imprimir
Imprimir

Con la alegría de servir a la Iglesia latinoamericana y del Caribe en la formación de las futuras generaciones de los pastores del tercer milenio, en los seminarios mayores de Latinoamérica y los países caribeños; el Departamento de Vocaciones y Ministerios del Consejo Episcopal Latinoamericano (DEVYM), realiza en Chile, el curso de formación en la dimensión humana para formadores de Seminarios Mayores. 

La sede de este curso es el Seminario Pontificio Mayor, ubicado en la ciudad capital de Santiago de Chile. A ese importante curso asisten formadores de Argentina, Colombia, Ecuador, México, Paraguay, Republica Dominicana, El Salvador, Uruguay y Chile.

Los formadores de seminarios de estos 9 países se han dado cita desde el 12 de junio, día en el que ha iniciado el curso que concluirá este 16.

El curso sigue la línea orientadora de la Ratio fundamentalis sobre la formación en seminarios promulgada el año pasado 2016. El curso pretende contribuir al bien del pueblo de Dios con temas sumamente importantes como los siguientes:

Acrisolar “el perfil humano y cristiano que potencia hacia el ministerio sacerdotal según lineamientos de la Ratio 2016.” Así mismo el “desarrollo de lo afectivo en las etapas de lo humano, todas ellas, en consonancia con los procesos formativos señalados por la Ratio 2016”.

Otro de los aspectos y que es clave en el camino hacia el ministerio sacerdotal es el “discernimiento vocacional e indicadores síquicos en el acompañamiento a seminaristas menores y mayores”.

De la misma manera el curso pretende ahondar en la “estructura de personalidad en proceso y/o consolidada con la ‘llamada interior al sacerdocio’ ”.

El esfuerzo consiste en profundizar la tarea de la formación a fin de lograr cada vez más, un mayor grado de calidad humana y cristiana en los nuevos sacerdotes al servicio del pueblo de Dios que peregrina en el continente.




Documento sin título