Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
26 de Marzo, 2014
DEPARTAMENTO DE FAMILIA, VIDA Y JUVENTUD

Proyecto: Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la vida plena y la comunión misionera

Imprimir
Imprimir

La familia está en el corazón de los pueblos Latinoamericanos y Caribeños, siendo un valor preciado de nuestra cultura, la Iglesia Latinoamericana, Madre y Maestra, busca hacer de ella eje transversal de la acción evangelizadora (DA 435), quiere acompañarlas en el camino hacia la Vida plena y la comunión misionera, reforzando en ella su valor social a través de la promoción de su ser y misión social y eclesial como discípula misionera para la vida plena.

En la actualidad acudimos a un escenario de cambio, el cual está generando nuevos conceptos, comprensiones, posturas y actuaciones frente a la familia como célula originaria de una sociedad. Estas nuevas formas de abordaje relativizan el papel vital de la familia en las dinámicas de socialización de niños y jóvenes, promueven la configuración de diversas "tipologías familiares" en nombre de la emancipación y los discursos de igualdad de género, profundizando así la lógica imperante del individualismo, que tanto afecta a nuestro organismo social en éste tiempo concreto.

Adicional a los cambios culturales y axiológicos, la familia también debe hacer frente cotidianamente a innumerables problemáticas socio económicas presentes en nuestros pueblos latinoamericanos: la pobreza, el desempleo, el acceso deficiente a los servicios educativos y de salud, la inequidad, como apenas algunas realidades que articuladas asisten al debilitamiento de la institución familiar.

Conocedor y consciente de esta situación, el CELAM desde mediados de 2012 en cabeza del Departamento de Familia Vida y Juventud ha dado inicio al proyecto: "Familia y desarrollo social para la vida plena" con el ánimo de aportar a la reflexión sobre la relación familia - sociedad, fortaleciendo la capacidad de los agentes sociales de familia para hacer visible el aporte al desarrollo humano que realiza la familia como institución social y afianzar la comprensión que es en familia como agente social.

Este proyecto Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la vida plena y la comunión misionera, está compuesto de tres etapas:

I Etapa: VER / Precongresos Regionales (2013)

II Etapa: JUZGAR-ILUMINAR / I Congreso Latinoamericano de Delegados de Pastoral Familiar (2014)

III Etapa: ACTUAR / Postcongresos Regionales (2015).

A lo largo de estas tres etapas se desarrollaran cuatro momentos:

  • Primer momento: FASCINAR a la manera de Jesús, Maestro de discípulos, llamar a los agentes de Pastoral Familiar (obispos, sacerdotes, religiosos/as, asesores/as, y animadores/as), para que conozcan el proyecto y se apropien de él.
  • Segundo momento: Fascinar y ESCUCHAR a la manera de Jesús en el camino de Emaús, acercarse, reconocer, escuchar y asumir la vida de las familias en sus dimensiones.
  • Tercer momento: Fascinar, Escuchar y DISCERNIR, desde las situaciones vividas por las familias confrontadas con la propuesta de Jesús y de la Iglesia en el Continente, se quiere suscitar un movimiento interior que proponga acciones que generen Vida plena y comunión misionera.
  • Cuarto momento: Fascinar, Escuchar, Discernir y CONVERTIR, a partir del encuentro con Jesús y con la vida de las familias, volver por otro camino, a la manera de los discípulos del Resucitado, para salir a anunciarles la Buena Noticia.

¿Qué queremos con este camino?

Promover la reflexión teológico-pastoral, desde el enfoque de la vida plena y la comunión misionera, sobre el matrimonio y la familia, para hacer de ella eje central de la evangelización y agente de desarrollo social.

¿Y en concreto qué se logrará?

1. Fortalecer la identidad discipular misionera de la familia a través de un encuentro personal y comunitario con Cristo.

2. Impulsar una reflexión, desde las ciencias sociales, la teología y la pastoral, sobre la familia como fuente de riqueza social, para promover su ser y su misión en el ámbito social.

3. Enriquecer los procesos de formación de los agentes de pastoral familiar para solidificar sus capacidades y actitudes en su servicio evangelizador de las familias.

4. Promover la toma de conciencia en las Conferencias Episcopales Latinoamericanas y del Caribe y en las Diócesis para hacer de la familia eje transversal de la acción evangelizadora de la Iglesia.

¿Qué nos mueve a caminar?

Nos anima la invitación recibida de Dios Padre a descubrir y construir su Reino presente en las familias; nos impulsa la vocación de ser discípulos misioneros para y desde las familias; nos mueve la conciencia de los pueblos latinoamericanos y del Caribe sobre el valor de la familia, patrimonio de la humanidad, la cual constituye uno de los tesoros más valiosos de los pueblos latinoamericanos y caribeños (Cf. DA ns°302, 432).

La familia ha sido y es espacio y escuela de comunión, fuente de valores humanos y cívicos, hogar en el que la vida humana nace y se acoge generosa y responsablemente. Como pequeña «iglesia doméstica» (Cf. DA n° 18), ofrece a sus miembros un sentido cristiano de existencia y los acompaña en la elaboración de su proyecto de vida.

A su vez, como «célula primera y vital de la sociedad» y por su naturaleza y vocación, la familia se constituye en fundamento y alimento continuo de la sociedad por su función al servicio a la vida y su incidencia social (Cf. FC n° 42). Cuando su estilo de vida se inspira en la fe, el amor y la esperanza, las familias desarrollan una intensa labor de irradiación del Evangelio.

La familia cristiana está fundada en el sacramento del matrimonio entre un varón y una mujer, signo del amor de Dios por la humanidad y entrega de Cristo por su esposa, la Iglesia (Cf, DA n° 433). El matrimonio es santo a causa de su origen y la ley santa del Creador que lo ha fundado, dándole sus propias reglas, y confiriéndole la forma de una alianza personal entre el hombre y la mujer. Esta alianza ha sido elevada por Cristo a la dignidad sacramental.

La Familiar, en la pastoral de conjunto, "debe ser una prioridad básica, sentida, real y operante. Básica, como frontera de la Nueva Evangelización. Sentida, esto es, acogida y asumida por toda la comunidad diocesana. Real, porque está respaldada concreta y decididamente con el acompañamiento del obispo diocesano y sus párrocos. Operante, significa que debe estar inserta en una pastoral orgánica" (DSD n° 64). Aparecida, por su parte, nos invita a asumirla como uno de los ejes transversales de toda la acción evangelizadora de la Iglesia (Cf. DA n° 435), de este modo, la familia asumirá su ser y misión en el ámbito de la sociedad y de la Iglesia (Cf. DA n° 432).

Estos fundamentos se convierten en fuerzas dinamizadoras que llaman a contribuir para que la familia viva su vocación discipular misionera, como agente social e interlocutora en la evangelización.

Propuesta de Camino:

I ETAPA: PRECONGRESOS REGIONALES

Convocar y aproximar a los misioneros/as. "... Mi familia y yo serviremos al Señor"

(Jos 24,15).

La primera etapa del Proyecto Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la Vida plena y la comunión misionera, tiene como meta fascinar a los agentes de Pastoral Familiar, Movimientos de familia y con ellos, a toda la Iglesia del continente.

Hay clara conciencia del valor de la familia, un ardiente deseo de que los gobiernos implementen políticas constructoras de una cultura de la familia, interés que ella sea eje de la evangelización, ahora bien, para impulsar estas iniciativas es posible sólo cuando se logra una real fascinación.

Momento del FASCINAR

Diversas son las acciones, al igual que los niveles en las que éstas se pueden realizar. Proponemos algunas, que no son las únicas, cada país con su propio caminar puede enriquecerlas. Nos orientamos también a posibles instancias y responsables para su desarrollo y ejecución.

Algunas acciones:

Difundir y dar a conocer el Proyecto Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la vida plena y la comunión misionera.Retroalimentar el Proyecto Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la vida plena y la comunión misionera y los Planes Nacionales y / o Diocesanos de Pastoral Familiar.

Crear equipos de apoyo corresponsables del Proyecto Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana para la vida plena y la comunión misionera.

Momento del fascinar, ESCUCHAR

  • Coordinar la respuesta del Instrumento Precongreso: "Hacia la incorporación de Aparecida en la Pastoral Familiar".
  • La realización de Precongresos Regionales: Participación de las Delegaciones Nacionales de Pastoral Familiar (Obispo responsable, Secretario/a ejecutivo, dos delegados de la Comisión Nacional de Familia y un joven delegado de la Comisión nacional de juventud), Institutos de Familia en los Precongresos regionales.

Logros:

  • A través de los Institutos de REDIFAM y las Conferencias Episcopales de los países Latinoamericanos, se ha socializado, animado y acompañado el Proyecto.
  • Se ha emprendido el camino hacia el Congreso Latinoamericano de Familia: Familia y desarrollo social para la vida plena y la comunión misionera.
  • Redactar un borrador del Marco Teórico y de la realidad para las "Orientaciones pastorales para Pastoral Familiar Latinoamericana".

II ETAPA: I CONGRESO LATINOAMERICANO DE DELEGADOS DE PASTORAL FAMILIAR 2014 "... Mi familia y yo serviremos al Señor" (Jos 24, 15)

Momento del Fascinar, escuchar, DISCERNIR

¿QUÉ ES DESENTRAÑAR-DISCERNIR?

El camino recorrido hasta aquí ha sido de fascinación y de escucha. Ahora toca dar un paso más. A nuestro alrededor aparecen signos, señales que están allí, que hemos descubierto y que debemos interpretar. Esta es la tarea que corresponde a la II Etapa, 3er. Movimiento metodológico. No podemos quedarnos en la superficie. El mismo Jesús nos hace el llamado: "Y Jesús les dijo: cuando ustedes ven una nube que se levantaba por el poniente, inmediatamente dicen:

‹‹Va a llover››, y así sucede. Y cuando sopla el viento sur, dicen: ‹‹Hará calor››, y así sucede. ¡Gente superficial! Si ustedes saben interpretar el aspecto de la tierra y del cielo, ¿Cómo es que no comprenden el tiempo presente?" Lc. 12, 54-56.

Comprender el tiempo presente es desentrañar, es discernir esos signos y señales. Desentrañar invita a sacar desde dentro; discernir invita a separar, a evaluar e interpretar el llamado de las familias desde sus realidades. Desentrañar y discernir han de llevarnos a movernos, o más bien, arrancarnos de nuestras seguridades y posturas para ver, con una nueva mirada, la mirada de Jesús, que invita a la búsqueda de nuevas acciones, que invita a movernos con el otro, con las familias.

La Pastoral Familiar Latinoamericana ha emprendido un camino en donde quiere redescubrir su identidad desde tu experiencia, aspirando conocer lo que esconde la vida de las familias, interlocutoras de la acción; en el momento anterior fuimos fascinados por el llamado de Jesús, y convocados como discípulos misioneros del Padre, fortalecimos nuestra actitud de escucha ante la realidad familiar. ¡Ahora es el momento de discernir!, esto significa dar lectura a los signos de los tiempos a la luz del evangelio y así, inspirados por Jesús, seremos capaces de concretar la vida que les daremos a nuestros pueblos.

¿PARA QUÉ DISCERNIR?

Para comprender el tiempo presente como discípulos misioneros de Jesús, para ir al encuentro de las familias, percibir el sentir de ellas, y conmovernos con su realidad.

¿CÓMO DISCERNIR?

Para discernir se proponen acciones que conllevan diversos niveles de participación.

Análisis de las conclusiones de los Pre-Congresos 2013, reformulación de objetivos y metodología del I Congreso Latinoamericano de Delegados Nacionales de Pastoral Familiar (I COLPAFA).

Pistas para este tramo del camino:

  • La sistematización de aportes para el marco teórico y de la realidad para las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar" será realizada por el equipo responsable del Proyecto de Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana (Departamento de Familia, Vida y Juventud del CELAM y REDIFAM).
  • Recopilar los insumos para la elaboración del marco de la realidad para las orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana.
  • Construcción del documento del Congresista.

Al final del camino podremos decir:

  • Se socializó las conclusiones de los Precongresos.
  • Se reflexionó sobre la "Familia y desarrollo social para la vida plena y la comunión misionera" en la Pastoral Familiar e Institutos de Familia.
  • Se facilitó la preparación de la delegación que asistirá al I COLPAFA.

Los protagonistas del Congreso serán los Delegados de las Comisiones Nacionales de Pastoral Familiar y Delegados de REDIFAM, coordinados por el CELAM, el Instituto Pontificio Juan Pablo II y REDIFAM.

LOGROS:

Al concluir esta etapa podemos decir que:

  • Se realizó el I COLPAFA
  • Se discernieron los Horizontes, Desafíos y Paradigmas de la Pastoral Familiar en América latina.
  • El Departamento de Familia, Vida y Juventud del CELAM y Miembros de REDIFAM, a partir de los aportes del proceso, redactaran las orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana.
  • Se redactó un documento borrador de las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana" en sus marcos: Teórico, de la realidad, doctrinal, operativo y celebrativo.
  • Se socializó con las Conferencias Episcopales e Institutos de REDIFAM las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana".

III ETAPA: POST-CONGRESOS / ENCUENTROS REGIONALES 2015

"... Mi familia y yo serviremos al Señor" (Jos 24,15)

Fascinar, escuchar, discernir y CONVERTIRSE.

¿QUÉ ES CONVERTIRSE?

El camino recorrido para redescubrir la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana quiere en este cuarto movimiento hacer un recorrido por el camino que hemos transitado.

Desde el 2013 estamos viviendo y soñando con una Pastoral Familiar discípula y misionera de Jesús. El mandato del Señor es que marchemos en la dirección de las familias y anuncien la Buena Noticia de la vida para todos/as. Fuimos fascinados por su invitación, escuchamos, discernimos, a la luz del Señor, y ahora somos invitados a volver a la comunidad de los seguidores/as de Jesús resucitado y hacer un nuevo camino con las familias organizadas en la Pastoral Familiar, Movimientos de Familia en nuestro Continente.

Todo el camino hecho hace conmover, movernos con las familias para que las propuestas de acción que fueron diseñadas tengan carne en la vida de todas ellas.

Nuestro objetivo en este tiempo es hacer un registro de este caminar desde la historia como Pastoral Familiar en el continente – herederos de un pueblo marcado por una experiencia de Dios que construye una Iglesia comprometida con la vida de las familias, desde Medellín, Puebla, Santo Domingo y Aparecida. Iglesia – comunidad de los/as discípulos/as de Jesús.

¿PARA QUÉ CONVERTIRSE?

Para retomar las orientaciones de la Pastoral Familiar para reasumir y retomar, con nuevas fuerzas, desde la mirada de este camino recorrido, para presentarse y actualizarse, cuidando la vida de las familias como eje central de la acción evangelizadora.

Queremos difundir la noticia del camino hecho y publicarlo en todo lugar. Traducirlo en materiales para la vida de las familias en las parroquias, escuelas, universidades, comunidades rurales, urbanas...

Redescubriendo la identidad de la Pastoral Familiar crear una nueva dinámica evangelizadora con y para las familias.

¿CÓMO CONVERTIRSE?

  • Redacción final del documento "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana".
  • Recibir e incorporar los aportes de las Conferencias Episcopales y los Institutos de REDIFAM. El Equipo encargado de la redacción de las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar del Latinoamericana" fruto del Proyecto Redescubriendo la Pastoral Familiar Latinoamericana incorporará, al documento, las observaciones que se reciban.
  • Publicar y divulgar de las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana".
  • Estudiar, en los países, las "Orientaciones de la Pastoral Familiar Latinoamericana".
  • Realización de Post-Congresos Regionales.

LOGROS:

Al finalizar el camino podremos decir:

  • Se realizaron los Post-Congresos en los que se estudiaron las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana".
  • Se diseñaron pedagogías y metodologías para la apropiación de los aportes latinoamericanos para la identidad de la Pastoral Familiar Latinoamericana.
  • Establecer grupos de estudio en los países para retomar el camino hecho, leer las "Orientaciones pastorales para la Pastoral Familiar Latinoamericana" y enriquecer la Propuesta Latinoamericana y las propuestas Nacionales.

 

Padre Antonio Velázquez
Secretario Ejecutivo del Departamento de Vida y Familia 




Documento sin título