Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
10 de Julio, 2014
La Pastoral Indígena Paraguaya denuncia y repudia el desalojo de tierras de la comunidad Y'apo, en Corpus Christi

Imprimir
Imprimir

100 familias Avá Guaraní, de la comunidad indígena Y'apo, en Corpus Christi, departamento de Canindeyú, en el Paraguay fueron desplazadas de su tierra por el corrimiento de la frontera agrícola ante la deforestación para el cultivo de soja y la explotación de la ganadería.

La hermana Raquel Peralta, de la Coordinación Nacional de la Pastoral Indígena (CONAPI), organización dependiente de la Conferencia Episcopal Paraguaya (CEP) declaró ante los medios de comunicación locales que “la idea es sacarle a los indígenas de su territorio a los efectos de poner vacas y soja en el lugar, que de hecho ya hay”.

Según indican diversas cobertura periodísticas, el 20 de mayo de 2014 intervino la policía antimotines invadiendo y quemando casas, inclusive su templo (jerokyhá) ante la pasividad de la comunidad de Y'apo.

La CONAPI califica de “arbitraria” la disposición judicial porque viola el derecho consuetudinario que ampara a esta comunidad, poseedora ancestral de esas tierras.

El antropólogo Miguel Chase Sardi afirma que “aunque los ava guaraní no tengan título de sus tierras, es un título originario que no necesita legitimación alguna. Eso significa que una comunidad indígena tiene derecho sobre su tierra y no necesita de escritura registrada en una escribanía. Además, están amparados por la Constitución Nacional, que dice que ningún indígena podrá ser removido de su hábitat tradicional”.

En el mismo sentido, la CONAPI afirma que el artículo 62 de la Constitución Nacional sostiene y reconoce los derechos posesorios que amparan a los pueblos indígenas y que de ninguna manera puede considerárselos como “supuestos invasores de inmuebles”.


VIRGINIA BONARD
FUENTES: Agencias, Diarios y Portales




Documento sin título