Video: LATIDOAMÉRICA
Conferencias Episcopales
   
Medios Asociados
   
 
Noticias
23 de Julio, 2014
Doce criterios para orientar el diálogo y la reflexión sobre la Teología India

Imprimir
Imprimir

Los pueblos originarios como aportantes desde la pluralidad de culturas a "las semillas del verbo".

Previo al V Simposio de Teología India del CELAM (San Cristóbal de las Casas, México, del 14 al 17 de octubre de 2014), que reflexionará sobre “revelación de Dios y pueblos originarios”, su coordinador y actual responsable de la pastoral de la cultura del CELAM, monseñor Felipe Arizmendi Esquivel, presentó algunos criterios básicos que, a su parecer, deben tenerse en cuenta para “proseguir con frutos en este camino de reflexión y profundización” entre pastores y especialistas de la Teología India.

En su comunicación, el obispo mexicano manifiesta que los criterios propuestos “los ha revisado la Congregación para la Doctrina de la Fe, los ha precisado y completado y me ha pedido que los difunda”. En total son doce criterios en los cuales se reconoce que “hoy coexisten distintas formas de pensamiento en los campos centrales de la teología católica” y “una nueva apreciación de la pluralidad y variedad de culturas”. Ante esto, el texto acentúa algunos fundamentos de la fe católica y de la Revelación, y aborda varios asuntos puntuales sobre la pastoral, la liturgia y las “semillas del verbo”, entre otros.

Teniendo en cuenta que “estos criterios son orientativos, y no cierran el camino de un diálogo teológico amplio, plural, para el mutuo enriquecimiento”, también se advierte que “la investigación teológica necesita de una ‘adecuada libertad’ para avanzar en el conocimiento de Dios y de su proyecto de salvación, con sus diversas manifestaciones en las culturas de los pueblos. En este sentido, “es necesario mantener el proceso de discernimiento de la Teología India” para “avanzar en la clarificación de temas centrales de nuestra fe y su expresión en las culturas originarias, como son la Revelación, los nombres de Dios, la creación, la soteriología, etc.”.

ÓSCAR ELIZALDE PRADA

NOTICELAM reproduce íntegramente el texto de monseñor Arizmendi.

--------------------- 

CRITERIOS PARA CONTINUAR LA REFLEXIÓN

SOBRE LA TEOLOGÍA INDIA

Del 14 al 17 de octubre de 2014, tendrá lugar en mi diócesis, San Cristóbal de Las Casas, el V Simposio de Teología India, con el tema “Revelación de Dios y Pueblos Originarios”. Se trata de un paso más en el camino de diálogo entre pastores y especialistas de la Teología India, en el camino de profundización de los contenidos doctrinales de la misma, para avanzar en su clarificación a la luz de la Palabra de Dios y del Magisterio de la Iglesia.

Después de una ardua reflexión sobre estos muchos años de camino, he querido poner por escrito algunos “criterios” básicos que, a mi parecer, se habrían de tener en cuenta, para poder proseguir con frutos en este camino de reflexión y profundización. Los ha revisado la Congregación para la Doctrina de la Fe, los ha precisado y completado, y me ha pedido que los difunda. 

1. “La teología es la reflexión científica sobre la revelación divina que la Iglesia acepta como verdad salvadora universal por medio de la fe” (COMISION TEOLOGICA INTERNACIONAL, La Teología hoy, perspectivas, principios y criterios, n. 5). La inmensidad de la revelación es captada por el hombre en diferentes formas que dan lugar a múltiples teologías, todas al servicio de la única verdad de Dios. Hay una diversificación de estilos teológicos por la influencia externa de las otras ciencias y de otras circunstancias culturales. Como resultado, hoy coexisten distintas formas de pensamiento en los campos centrales de la teología católica. Hay, respecto a la práctica de la teología, una multiplicidad cada vez más creciente de temas, lugares, instituciones, intenciones, contextos e intereses, y una nueva apreciación de la pluralidad y variedad de culturas. En este variado contexto de la teología católica actual, la Teología India encuentra también su lugar, método, sujeto y objeto específico. Los pueblos indígenas no piensan en base a raciocinios especulativos, sino que su modo cultural es más simbólico, mítico, figurativo, concreto y contemplativo. Su interés fundamental es coadyuvar a una vida más digna y plena de los pueblos originarios y no tanto elaborar tratados.

2. La inspiración original de la Teología India no puede ser otra que la revelación, presente en la Sagrada Escritura y en la Tradición, interpretada con autoridad por el Magisterio eclesiástico. Y desde esta plataforma esencial, va a la búsqueda de las “Semillas del Verbo” posiblemente presentes en los mitos, ritos, símbolos, sueños y tradiciones de los pueblos originarios, que no son simples cuentos, leyendas o fábulas, sino que son acercamientos a realidades trascendentales. 

3. El fundamento irrenunciable de nuestra fe católica es que hay un solo Dios creador, Padre y Señor del cosmos y de la humanidad. Hay un único Redentor de todos, Jesucristo, el Hijo eterno del Padre, quien dio la vida por nosotros, para que tengamos vida en abundancia. Hay un Espíritu Santo, que actúa de muchos modos, visibles e invisibles, en la historia de la humanidad y en el cosmos. Creemos que la revelación definitiva del plan salvífico de Dios se nos ha manifestado en Jesucristo, quien sigue vivo y actuante en los pueblos. En la Iglesia Católica subsisten todos los medios de salvación que Jesús dejó para la vida de los pueblos, “si bien fuera de su estructura se encuentran muchos elementos de santidad y verdad” (LG 8).

4. El canon de los libros revelados, del Antiguo y del Nuevo Testamento, ya ha sido fijado por el Magisterio de la Iglesia y no hay más libros que tengan el mismo valor de revelación normativa divina para la Iglesia. Muchos elementos contenidos en los libros sagrados de los pueblos indígenas podrían ser considerados como preparación al Evangelio. Labor de la Teología India es descubrir qué elementos de las culturas indígenas corresponden a esta categoría.

5. El descubrir las “Semillas del Verbo” en estas culturas, sirve para ayudar a estos pueblos a alcanzar la plenitud de la revelación en Jesucristo, único camino de vida. Por su lado, los pueblos indígenas nos pueden ayudar a tener una percepción más vivencial de la verdad divina revelada en Cristo.

6. Jesucristo es el Logos en su totalidad, el único Salvador, cuya presencia se puede descubrir en muchos elementos de las culturas de los pueblos indígenas, del modo que sólo Dios conoce, pues “cuanto hay de bueno y verdadero entre ellos, la Iglesia lo juzga como una preparación al Evangelio y otorgado por quien ilumina a todos los hombres para que al fin tengan la vida” (LG 16). Dios ha estado presente en América desde antes de la evangelización; pero esta presencia de Dios está mezclada con elementos humanos de imperfección y de pecado, como en todas las culturas. Nuestro servicio teológico y pastoral implica reconocer, valorar y difundir la sabiduría de estos pueblos, así como también elevar, purificar, llevar a su desarrollo y madurez lo que Dios sembró en ellos, siempre guiados por la Palabra de Dios.

7. Para hacer Teología India católica, así como es necesario guiarnos por la Sagrada Escritura, la Tradición y el Magisterio de la Iglesia, también es necesario escuchar a los mismos indígenas y a los agentes de pastoral que conviven con ellos, para que expliquen a los no indígenas el por qué y el cómo de sus mitos y ritos, y así tener información confiable, antes de emitir un juicio. Un mito no puede ser propuesto a priori como “Semilla del Verbo”, sino después de un discernimiento.

8. Aunque si por su naturaleza la Teología India parece esencialmente práctica, no debe mezclarse con la pastoral de los pueblos originarios, que es competencia irrenunciable de los obispos, y que tiene sus propios objetivos y su propia metodología.

9. Podría suceder que en la interpretación de campo se encuentren ritos que se asemejen por su forma y/o contenido a los ya en uso en la Iglesia Católica. Antes de poderlos emplear en la liturgia, es necesario observar los pasos que establece la autoridad eclesiástica al respecto. 

10.Es necesario mantener el proceso de discernimiento de la Teología India. Los diálogos teológicos deben avanzar en la clarificación de temas centrales de nuestra fe y su expresión en las culturas originarias, como son la Revelación, los nombres de Dios, la Creación, la Soteriología, etc., con apoyo del CELAM y la Congregación para la Doctrina de la Fe.

11.Conviene que quienes impulsan la Teología India elaboren, conforme a sus propios métodos, investigaciones sobre cómo el camino salvador de Dios se ha manifestado y está presente en las diferentes expresiones culturales de los pueblos originarios, guiados siempre por las Sagradas Escrituras y el Magisterio de la Iglesia. 

12.Estos criterios son orientativos, y no cierran el camino de un diálogo teológico amplio, plural, para el mutuo enriquecimiento. La investigación teológica necesita una “adecuada libertad” para avanzar en el conocimiento de Dios y en su proyecto de salvación, con sus diversas manifestaciones en las culturas de los pueblos.

Si deseamos continuar con la reflexión, dando verdaderos pasos adelante, sin estancarnos y sin regresar a los mismos temas que quedan siempre sin la debida aclaración, es indispensable tomar muy en serio estos criterios que he descrito antes. 

Sólo así la Teología India podrá encontrar su propio lugar en el concierto de las teologías católicas y podrá contribuir concretamente tanto a la Iglesia universal como a los pueblos originarios, a quienes desea acompañar y cuya sabiduría desea poner de manifiesto a la humanidad.

+ Felipe Arizmendi Esquivel
Obispo de San Cristóbal de Las Casas, México
Responsable de la Dimensión de Pastoral de la Cultura en la CEM
Coordinador del V Simposio de Teología India




Documento sin título