Inicio
Escuela Bíblica
Escuela Teológica
Escuela Social
LOS DIRECTIVOS DICEN:
Algunas Reflexiones con Ocasión del los Cincuenta Años del Concilio Vaticano II
 
Martes 13 de Agosto de 2013
Este año celebramos con mucha alegría y gratitud, los cincuenta años del inicio de ese acontecimiento de gracia para la vida de la Iglesia como fue el Concilio Vaticano II.

Por esa razón me parece importante volver sobre algunas de las grandes intuiciones y caminos marcados por los Padres Conciliares de cara a dinamizar nuestro servicio eclesial en la búsqueda continua de la eclosión del Reino de Dios en nuestros pueblos.

Hay que partir del hecho que el Concilio Vaticano II más que una reunión o unos documentos emanados por la autoridad eclesiástica, es un espíritu, una manera de entender a la Iglesia y su rol en la consecución del proyecto del Dios Trinitario al servicio de la humanidad.

En esta primera entrega vamos a reflexionar acerca de los antecedentes del Concilio. Efectivamente el Concilio fue el resultado de unos contextos en la historia y en la vida de la Iglesia que lo antecedieron y de alguna manera lo prepararon. Es la prueba de que estos grandes cambios no son el resultado de la decisión de una persona o de un grupo, sino que responden a unos procesos y a unas dinámicas donde definitivamente está presente la acción del Espíritu.


De esta manera daremos un vistazo a las circunstancias que rodearon esta preparación para el Concilio que estuvo, durante la primera mitad del siglo XX, marcado por dos guerras mundiales y el logro de un “estatus” definitivo por la Santa Sede en su relación con el gobierno del Estado Italiano.


Estos fueron los acontecimientos y los Papas:

  • Benedicto XV – 1914 – Primera Guerra
    Mundial – 1918
  • Pio XI – 1929 – Los acuerdos de Letrán
  • Pio XII – 1939 – Segunda Guerra
    Mundial – 1945

 

Al interior de la Iglesia ocurre una verdadera evolución de la Teología en el período que va de la Primera Guerra Mundial al Concilio Vaticano II. En ella se marca la marcha cualitativa de la pastoral hacia la disciplina científica y teológica, de modo que se da nueva importancia y significado a la pastoral general. A la vez, se registra un giro de la homilética hacia lo kerigmático, la renovación de lo catequístico y una nueva fundamentación de la liturgia como teología del culto.

Todo ello se manifestó en el surgimiento de los llamados “movimientos intraeclesiales” de los que podemos enumerar algunos tales como:

  • El movimiento litúrgico
  • La nueva conciencia de la Iglesia y el Movimiento Bíblico
  • El movimiento laical y la Acción Católica

Todo ello movido y generado, en muchos casos, por el pensamiento lúcido y visionario de un grupo de teólogos eminentes que con su reflexión abrieron camino a esta nueva etapa en la vida de la Iglesia.

Todo esto nos hace caer en la cuenta de que las grandes trasformaciones eclesiales son el resultado de unos procesos y por ello, viendo la génesis del Concilio y sus grandes repercusiones para la vida de la Iglesia hoy, debemos estar atentos a nuestros actuales contextos y ver por dónde el Espíritu, que es “Señor y dador de vida”, va guiando la marcha de la Iglesia Pueblo de Dios.

 

Pbro. Moisés Daniel Pérez

Vice - Rector ITEPAL


 

CEBITEPAL - Av. Boyacá No 169 D-75 Bogotá D.C. - Colombia
Teléfonos: (57-1) 5879 710 - (Ext. 302 - 303) Fax: (57-1) 5879 715
Email: cebitepalencontacto@celam.org